Francia invertirá más gasto público para salvar empresas y empleos

El Gobierno francés presentó este lunes su presupuesto para 2021 centrado en la recuperación gracias a su plan en dos años para descarbonizar y modernizar la economía, mediante nuevas inyecciones de fondos para mantener en vida las empresas y empleos más afectados por la crisis sanitaria con más gasto público.

“Es un presupuesto de relanzamiento”, afirmó al presentar las cuentas el ministro de Economía, Bruno Le Maire, ya que el gasto público continuará progresando, aunque a un ritmo mucho más moderado del 0,4 % después del tirón del 6,7 % en 2020 que ha sido necesario para hacer frente a las urgencias de la crisis del coronavirus.

Esa nueva subida en 2021 se explica por las partidas del plan de recuperación presentado a comienzos de mes, al que se dedicarán 100.000 millones de euros en dos años para la descarbonización y la modernización de la economía, y cuyo objetivo es que “Francia salga más fuerte de esta crisis”.

De esos 100.000 millones, Le Maire precisó que 10,000 millones tendrán que estar consumidos a finales de este año y 42,000 al terminar 2021 para impulsar la demanda y contribuir a una rápida recuperación.

LENTA REDUCCIÓN DEL DÉFICIT Y DE LA DEUDA

La consecuencia de todo eso es que el déficit público, que en 2020 se va a disparar hasta el 10.2 % del producto interior bruto (PIB) tras el 3 % en 2019, se reducirá solo hasta el 6.7 % en 2021.

Deja una respuesta